Es hora de levantar defensas, pero no muros

Descripción foto: El Domingo se vivió en Paris la primera manifestación europea de la historia

Doce caras. Doce nombres, algunos de los cuales fueron pronunciados en voz alta, como se hace con los condenados a muerte antes de su ejecución. Doce símbolos de la libertad, asesinados y hoy llorados por el mundo entero. Por esos doce, por Charb, Cabu, Wolinski, Tignous, Bernard Maris y todos los demás, por estos mártires del humorismo que nos hicieron morir de risa tantas veces mientras que ellos murieron en serio, lo mínimo que podemos hacer es demostrar la grandeza de su compromiso, de su coraje, y hoy, de su legado.

El israelí presenta 'Mi tierra prometida', un libro honesto sobre el drama de su país

Descripción foto: El israelí presenta 'Mi tierra prometida', un libro honesto sobre el drama de su país

Mi tierra prometida (Debate) es un libro de amor y de dolor. De amor a Israel y de dolor por la tragedia que encarna. Ari Shavit, su autor, de 57 años, trata de conocer a un pueblo, el suyo, que para sobrevivir ha aplastado a otro; gente que vino de la muerte y, rodeada de muerte, fue capaz de montar “un fenomenal espectáculo de vida”; una nación con miedo sin un futuro seguro.

       “No hay peor ciego que el que no quiere ver ni peor sordo que el que no quiere oír”

Descripción foto: “No hay peor ciego que el que no quiere ver ni peor sordo que el que no quiere oír”

Pinchos morunos y cerveza. A la sombra de la antigua muralla de Melilla, mi interlocutor -treinta años de cómplice amistad- se recuesta en la silla y sonríe, amargo. "No se dan cuenta, esos idiotas -dice-. Es una guerra, y estamos metidos en ella. Es la tercera guerra mundial, y no se dan cuenta". Mi amigo sabe de qué habla, pues desde hace mucho es soldado en esa guerra. Soldado anónimo, sin uniforme. De los que a menudo tuvieron que dormir con una pistola debajo de la almohada. "Es una guerra -insiste metiendo el bigote en la espuma de la cerveza-. Y la estamos perdiendo por nuestra estupidez. Sonriendo al enemigo".

Luto del periodismo libre e independiente

Descripción foto: Luto del periodismo libre e independiente

No odio tanto a los asesinos islámicos cuanto a los estúpidos políticos europeos que han tolerado llegar a esto

Nadie en Europa quiere afrontar que es una guerra. Es una guerra. Que se gana o se pierde. Ninguna guerra acaba en tablas. Europa, de momento, pierde. El islam gana. Porque Europa prefiere dejarse matar a dar batalla. Tal vez, sencillamente, Europa ha muerto. Murió hace mucho. Y los soldados de Alá se limitan a dar tiros de gracia. A quemarropa.

Página 11 de 11