Netanyahu califica de "indignante" la apertura de examen preliminar de la CPI

Actualidad
Tipo y tamaño de letra

El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, calificó hoy de "indignante" que la Corte Penal Internacional (CPI) haya decidido abrir un examen preliminar sobre posibles delitos cometidos en los territorios palestinos el pasado año.
Agencia EFE | 16 de Enero de 2015

El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, calificó hoy de "indignante" que la Corte Penal Internacional (CPI) haya decidido abrir un examen preliminar sobre posibles delitos cometidos en los territorios palestinos el pasado año.
Agencia EFE | 16 de Enero de 2015

Jerusalén, 16 nov (EFE).- El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, calificó hoy de "indignante" que la Corte Penal Internacional (CPI) haya decidido abrir un examen preliminar sobre posibles delitos cometidos en los territorios palestinos el pasado año.

"Es indignante que, solo unos días después de que los terroristas hayan masacrado a judíos en Francia, el fiscal general lance una investigación sobre el Estado judío, porque estamos defendiendo a nuestro pueblo de Hamás, una organización terrorista aliada con la Autoridad Palestina y cuyos criminales de guerra han disparado miles de misiles contra ciudadanos israelíes", dijo Netanyahu.

Esta decisión, "desafortunadamente convierte a la corte en parte del problema y no en parte de la solución", añadió el jefe del gobierno israelí según informó el digital Ynet.

El ministro israelí de Exteriores, Avigdor Lieberman, por su parte, pidió el desmantelamiento de ese tribunal internacional y calificó la medida de "decisión escandalosa cuyo único objetivo es juzgar y hacer daño al derecho de Israel de defenderse contra el terror".

Lieberman advirtió de que su país "actuará en la esfera internacional para lograr el desmantelamiento de esta corte, que representa la hipocresía y da alas al terror", informó el diario digital Times of Israel.

Las declaraciones israelíes tienen lugar poco después de conocerse la decisión de la fiscal de la CPI, Fatou Bensouda, de abrir un examen preliminar por posibles crímenes, después de que los palestinos solicitasen el pasado 2 de enero su adhesión a este tribunal internacional y reconociesen su jurisdicción para crímenes cometidos a partir de abril de 2014.

La fecha está elegida para incluir la operación israelí contra Gaza "Margen protector", llevada a cabo entre el 8 de julio y el 26 de agosto de 2014 y en la que murieron más de 2.100 palestinos -en su mayoría civiles y en una cuarta parte niños- y unos setenta israelíes, 64 de ellos militares.

Los palestinos, sin embargo, mostraron su satisfacción por la decisión de la corte.

"La base para que exista paz es que exista justicia y el hecho de que la CPI haya iniciado su trabajo sobre Palestina significa que la paz ha de estar más cerca", dijo a Efe el portavoz de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), Xavier Abú Eid.

"Israel debe entender que no puede aspirar a seguir siendo tratado como un estado por encima de la ley", añadió este portavoz, que señaló que "quien está asustado por los tribunales lo que debe hacer es dejar de cometer crímenes".

La CPI ha precisado que un examen preliminar "no es una investigación, sino un proceso para examinar la información disponible" antes de, si hay base, proceder a una investigación.

La Haya estudia la denuncia palestina contra Israel por crímenes de guerra - Isabel Ferrer para El País

La Corte Penal Internacional (CPI) ha decidido evaluar la denuncia presentada por el Gobierno palestino contra Israel por presuntos crímenes de guerra cometidos en Gaza, y en Jerusalén Este, desde el pasado 13 de junio de 2014. De momento, el paso dado por la fiscalía supone solo estudiar la documentación recibida para ver si abre una investigación formal. Su repercusión supera, sin embargo, los meros trámites administrativos. Hasta la fecha, la Corte había rechazado cualquier demanda de esta índole porque “Palestina no era un Estado comprendido en la familia de Naciones Unidas”.

La situación cambió el pasado 2 de enero, cuando Mahmoud Abbas, presidente palestino, firmó el Estatuto de Roma (texto fundacional de la CPI) y aceptó su jurisdicción. Antes incluso, en 2014, Suecia ya había reconocido formalmente el Estado palestino. Desde entonces, los Parlamentos de Francia, Reino Unido, Irlanda y España han aprobado mociones no vinculantes con el mismo fin.

Es la tercera vez, en los últimos cinco años, que la Autoridad Palestina intenta llevar a Israel ante la justicia internacional. En 2009, la fiscalía rechazó una demanda similar por entender que el estatus de “entidad observadora” ante la ONU, no permitía a los palestinos ratificar el Estatuto de Roma. La Corte, por tanto, era incapaz de actuar. En 2012, la Asamblea General de Naciones Unidas otorgó la posición de “Estado observador” a la Autoridad Palesina. Pasar de entidad a Estado fue aquí determinante, porque el Estatuto de Roma está abierto a todos ellos. Admitir la competencia de la CPI era el siguiente paso, y, el pasado 2 de enero, “Palestina se convirtió en el 123 Estado miembro”, tal y como figura en la documentación oficial.

La adhesión a la CPI ha sido rechazada por Estados Unidos e Israel (ninguno es miembro) porque, según señalan, “Palestina sigue sin ser un Estado soberano”. Por contra, el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, que aceptó la demanda contra Israel, sostiene que los trámites de entrada son correctos y cumple los requisitos necesarios”. En respuesta a estos cambios, Israel ha congelado la entrega de 127 millones de dólares en impuestos recaudados a cuenta de la propia Autoridad Palestina.

El Gobierno israelí ha sido muy firme en su condena, informa Noga Tarnopolsky. El primer ministro de Israel, Benjamín Netanyahu, ha declarado mediante un comunicado que “la decisión es un escándalo. Pocos días después de que terroristas hayan masacrado a judíos franceses, la Corte Penal Internacional abre una investigación en contra del Estado judío. Israel rechaza esta decisión. La Corte Penal Internacional es parte del problema y no parte de la solución. Netanyahu, que ha añadido que “la Autoridad Palestina colabora con el grupo terrorista Hamás, mientras Israel lucha contra el terror”, ha asegurado que ha enviado una carta al presidente de Estados Unidos, Barack Obama, y a otros líderes internacionales en la que señala que la petición palestina de unirse a la Corte Penal Internacional “es una enorme distorsión de la realidad”.

El ministro de Exteriores de Israel, Avigdor Lieberman, ha amenazado directamente al tribunal al decir que “Israel actuará en la arena internacional para liquidar la Corte Penal Internacional, un cuerpo hipócrita que apoya al terror”.

En manos de Fatou Bensouda, fiscal jefe de la Corte, está ahora decidir si hay indicios suficientes de delito que permitan seguir avanzando a sus investigadores. En la denuncia aparecen los 50 días de lucha registrada en Gaza entre julio y agosto de 2014, donde murieron casi 2.000 palestinos. La ONU calcula que más de 400 eran niños.

http://www.caracol.com.co/noticias/internacionales/netanyahu-califica-de-quotindignantequot-la-apertura-de-examen-preliminar-de-la-cpi/20150116/nota/2590803.aspx

http://internacional.elpais.com/internacional/2015/01/16/actualidad/1421428053_803763.html